16/2/14

RECETA DE PIZZA DE TOMATES Y CANÓNIGOS


No es primavera, ¡qué más quisiera! Pero según estas fotos como si lo fuera estarán de acuerdo conmigo. Tanto colorido y producto exquisito y de buena calidad, de esta receta se lo debo a la frutería Gold Gourmet, que se encuentra en la calle de José Ortega y Gasset, No. 85-89. Ya en otra entrada lo he mencionado antes, la calidad y frescura de sus productos tan perfectamente dispuestos de una manera casi lujuriosa, que a uno no le queda más remedio que comprar de forma compulsiva sin tener ni idea que va a hacer con todo aquello, aunque con la certeza de que tarde o temprano se lo va a comer, de una forma u otra. Así que yo iba por cerezas y moras, y me fui con tomates, bellos y preciosos tomates rojos, naranjas y amarillos. Con ellos he hecho esta pizza de tomates y canónigos. Y cuando el producto es bueno, cualquier cosa sale bien.


RECETA PIZZA DE TOMATE Y CANÓNIGOS
PARA LA MASA
-          500gr de harina de fuerza
-          25gr de levadura fresca o 4 cucharaditas de levadura seca
-          250ml de agua
-          Una cucharadita de sal

PARA EL RELLENO
INGREDIENTES
-          Una bolsa de canónigos
-          Tomates de varios colores
-          Aceite oliva virgen extra
-          Vinagre balsámico
-          Pizca de sal
-          Una cucharada de tomate frito
-          Orégano

PREPARACIÓN
-          Sobre una superficie de trabajo, tamizar la harina y la sal.  Hacer un hueco en el centro del montículo.
-          Triturar la levadura fresca en 250ml de agua tibia con ayuda de un tenedor hasta que sea una mezcla homogénea y verterla en el hueco que hemos creado antes en el montículo de harina. *Si utiliza la levadura seca espere 10 minutos hasta que las burbujas se formen en la superficie y luego verterla sobre la harina.
-          Ir incorporando gradualmente la harina con los dedos, y amasar bien hasta que quede suave y elástica. Formar una bola, colocarla en un bol ligeramente engrasado y cubrir con un paño. Déjela reposar en un sitio cálido durante 1 a 3 horas, hasta que duplique su tamaño.

-          Precalentar el horno a 200ºC con ventilador. Preparar una bandeja con papel vegetal o engrasarla ligeramente con aceite.
-          Aplanar la masa con la mano para sacar el aire y luego pasar el rodillo sobre una superficie ligeramente enharinada hasta darle el grosor que desee (yo las prefiero finas).
-          Pintar la masa con ayuda de un pincel con una cucharada de aceite y otra de tomate frito. Espolvorear orégano al gusto y meter en el horno de 10 a 15 minutos o hasta que la masa comience a dorarse por los bordes.
-          Sacar del horno, poner encima el canónigo, esparcir una pizca de sal y el vinagre balsámico.
-          Cortar los tomates en finas rodajas y colocarlas sobre los canónigos, ponerles una pizca de sal y unas gotas de aceite de oliva virgen extra. Servir inmediatamente.

2 comentarios:

  1. Acabo de conocer este blog y llevo horas mirando todas las recetas. Me ha gustado mucho la delicadeza de las presentaciones y la calidad de la fotografia, especialmente las de reposteria a la que soy muy aficionada. Muchas felicidades y muchas gracias por compartirlas desinteresadamente.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Esther, me alegro tanto que hayas dado con mi blog y sobre todo que te haya gustado. Espero verte por aquí más seguido. Un beso grande.

      Eliminar

¡Gracias por estar aquí y dejarme tu comentario!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...